PROYECTO DANTA DE MONTAÑA

Un animal grande necesita un territorio grande.
Si proteges ese territorio, también estás protegiendo
miles de otras plantas y animales».
~ George Schaller

Trabajamos por la gestión de un refugio natural donde se pueda conservar para siempre una población de la danta de montaña, bajo el liderazgo de las comunidades locales.

El problema a resolver

El futuro de la danta de montaña es incierto. Se estima que sólo quedan algunos cientos de individuos de la especie en estado salvaje, mientras que la población cautiva es demasiado pequeña como para considerarla una alternativa para salvar la especie de la extinción.

En la naturaleza, las poblaciones de danta de montaña están fragmentadas y las subpoblaciones resultantes pueden extinguirse debido a factores estocásticos y deterministas.

Conscientes de esta situación, hemos decidido desarrollar un modelo de gestión para la especie que nos ayude a integrar las poblaciones aisladas en poblaciones mayores y viables a largo plazo. 

Nuestro primer paso será estudiar en detalle una pequeña población silvestre que pueda ser manejada intensivamente en una zona con límites naturales y conectada con otras poblaciones, para garantizar su conservación a largo plazo. Esta población podría ser también una fuente de individuos para repoblar zonas donde la especie se extinga en el futuro.

Proyecto Piloto

Refugio de Vida Silvestre Puraguá: Un área de manejo intensivo de la danta de montaña.

Hemos emprendido un proyecto piloto para evaluar la viabilidad de nuestra propuesta en un importante punto de distribución de la danta de montaña en el sur de los Andes de Colombia. Allí existe un corredor biológico de 730 km², legalmente protegido que conecta los parques nacionales de Puracé y Guácharos. En el centro de este corredor hemos delimitado un área de manejo intensivo de la danta de montaña, llamado Refugio de Vida Silvestre de Puraguá. Esta área incluye los territorios de dos microcuencas que pertenecen al municipio de San Agustín (Huila).

Iniciamos el trabajo con la participación de la ONG ambientalista local Asociación Huellas del Macizo. Con ellos mantenemos un seguimiento continuo de la población de danta de montaña y especies asociadas utilizando cámaras trampa en estaciones de monitoreo. Estamos analizando las imágenes obtenidas para tener una mejor idea del tamaño de la población de la danta de montaña, así como diferentes aspectos de la ecología y el comportamiento de la especie en el refugio de vida silvestre.

Objetivo

Nuestro principal objetivo es la conservación  de una población de danta de montaña, mediante manejo intensivo, en un punto estratégico de su distribución en el sur de los Andes de Colombia. Debido a que parte del área escogida para el manejo intensivo de la danta de montaña se encuentra dentro de tierras privadas, trabajamos con los hacendados para promover la conservación del bosque.

También esperamos que esta iniciativa se convierta en una alternativa al manejo ex-situ de especies amenazadas, que son difíciles y muy costosas de mantener en cautiverio. Los parques zoológicos pueden unirse a nosotros mediante una estrategia educativa alternativa, donde muestran a sus visitantes, el trabajo que realizan en el terreno un grupo de conservacionistas que estudian y protegen a la danta de montaña, con la participación de la población local.

Refugio de Vida Silvestre Puraguá

El Refugio de Vida Silvestre Puraguá es un área de manejo intensivo de fauna silvestre de 120 km2, propuesta por el proyecto danta de montaña liderado por la Asociación Huellas del Macizo de San Agustín (Huila, Colombia). Está ubicado en el sur del departamento del Huila, hace parte del corredor biológico Guácharos-Puracé y es el área donde se ha identificado con mayor frecuencia la presencia de la danta de montaña, que es la especie focal de este refugio de fauna. 

Se decidió delimitar el territorio que pertenece a las cuencas de los ríos Granadillos y Balseros como área de manejo intensivo de fauna silvestre, por ser el área de influencia de la Asociación Huellas del Macizo. Se utilizó el nombre de Puraguá para referirse al corredor biológico donde está incluido. La meta es manejar esta área como un refugio de vida silvestre, no solo para la danta de montaña, sino para toda la biodiversidad asociada a esta especie, que sea gestionado por la comunidad local y donde se minimicen las amenazas a las que normalmente está expuesta la biodiversidad, especialmente la caza y la pérdida de hábitat.

En el futuro, se espera que este modelo de gestión se replique en las demás cuencas que conforman el corredor biológico Guácharos-Puracé para asegurar la integridad ecológica de este parque natural regional, que conecta la biota presente en las cordilleras central y oriental en la región del Macizo Colombiano y donde una población viable de danta de montaña pueda existir.

Refugio de vida silvestre de Puraguá (amarillo): Esta área de manejo intensivo de fauna silvestre, con una extensión de casi 120 km2, sirve de refugio para una población de danta de montaña. Trabajamos en dos microcuencas, en cada una de las cuales hemos establecido una estación de monitoreo permanente mediante cámaras trampa. Desde 2017 trabajamos en la consolidación de este proyecto, que cuenta con la participación de las comunidades locales y busca establecer una estación de investigación que promueva estudios sobre la danta de montaña, su hábitat y especies asociadas.

La necesidad de una estación de campo

Una estación de campo enfocada en el estudio de la danta de montaña es una necesidad para la conservación de la especie. En el Refugio de Vida Silvestre Puraguá contamos con todas las condiciones para establecer una estación biológica donde los científicos puedan venir a desarrollar investigaciones no sólo sobre la danta de montaña, sino sobre la ecología de su hábitat y de las especies asociadas como el oso de anteojos, el puma y varias otras especies de fauna que habitan en esta área de manejo intensivo.

Esperamos construir una estación de campo con capacidad para hasta diez investigadores que puedan permanecer cerca del refugio de vida silvestre y con la infraestructura básica para desarrollar eficientemente su trabajo de campo.

Educación para la conservación

También estamos trabajando en el establecimiento de un programa de educación basado en la ciencia ciudadana, para lo cual estamos cooperando con la escuela más cercana al área de manejo intensivo. Los estudiantes nos ayudarán a recolectar la información que necesitamos para entender diferentes aspectos del tapir y su hábitat. Nuestro objetivo es formar a los estudiantes en temas relacionados con la conservación de la biodiversidad. Buscamos establecer un espacio llamado «observatorio de la biodiversidad», donde los estudiantes desarrollarán diferentes actividades como talleres, charlas, capacitaciones, exposiciones, etc.

Antiguos agricultores se convierten ahora en guías locales para observadores de aves y biólogos, como los miembros de nuestro equipo.

Alternativas productivas para las comunidades locales

Como la protección del área de manejo intensivo del tapir depende de que los propietarios no destruyan el bosque, hemos estado trabajando en el desarrollo de una estrategia que identifique actividades productivas vinculadas a la conservación de la biodiversidad. Para ello, esperamos capacitar a los dueños de las propiedades en sistemas de producción amigables con el bosque. Al mismo tiempo, queremos implementar proyectos de comercialización justa de los productos generados por los propietarios de las fincas dedicadas a la conservación del tapir, así como de las personas que viven en la zona de amortiguamiento del área de manejo intensivo.

Una oncilla (Leopardus tigrinus). Los felinos están bien representados en el Refugio de Vida Silvestre Puraguá, siendo el puma (Puma concolor) la especie mas grande.

Protegemos muchas otras especies

Aunque la especie principal de este proyecto es la danta de montaña, también protegemos especies que comparten su hábitat. Hasta ahora, junto con la danta, hemos registrado la presencia de otros mamíferos de gran y mediano tamaño como el oso de anteojos, el puma, el ciervo rojo, el armadillo, la taira, el ocelote, la oncilla, el cotati, el mono lanudo y muchos otros. También hay una gran diversidad de aves y otros grupos, como los mamíferos pequeños y voladores, aún necesitan más estudio. Las plantas también están bien representadas y hay pequeñas poblaciones de árboles en peligro de extinción que también podrían ser protegidas dentro del Refugio de Vida Silvestre Puraguá.

Papel de las cámaras infrarrojas

Las cámaras de infrarrojos desempeñan un papel esencial en nuestro proyecto, no sólo porque proporcionan los datos que necesitamos para analizar la ecología de la danta de montaña, sino también porque se han convertido en la principal herramienta para implicar a las comunidades locales en la protección de la especie. Hemos comprobado cómo en las zonas en las que la comunidad se implica en el trabajo de campo mediante la instalación y mantenimiento de cámaras trampa, los casos de caza del tapir son ya inexistentes. Por esta razón, centramos nuestro trabajo principalmente en esta metodología y buscamos establecer nuevas estaciones de monitoreo comunitario.

Aunque ya contamos con dos estaciones de monitoreo permanente en el bosque utilizando cámaras infrarrojas, necesitamos instalar nuevas estaciones en sitios donde aún carecemos de información sobre la presencia de la danta de montaña. Para ello necesitamos adquirir más cámaras. Puedes ayudar a saber más sobre los tapires donando una cámara de infrarrojos o haciendo una donación de dinero para cubrir el mantenimiento de las estaciones de seguimiento.

Los líderes de la comunidad tienen las habilidades necesarias para llevar a cabo métodos de campo. Trabajamos con ellos como un equipo y sus conocimientos empíricos son tan valiosos como los conocimientos académicos de los biólogos de la vida silvestre que participan en el proyecto.

Equipo Humano

Somos un equipo de cuatro personas a cargo del proyecto y un gran número de colaboradores de la población local, funcionarios de la agencia estatal de medio ambiente, parques nacionales, ONG ambientales, etc.

Coordinadores

Coordinador General: Sergio Sandoval-A. Biólogo especialista en grandes mamíferos andinos.
Coordinadora de Educación: Ana Yined Urbano. Profesora de ciencias. Escuela Rural El Rosario.
Director de campo: Héctor Males Silva. Presidente Asociación Huellas del Macizo. Técnico en manejo de estaciones de monitoreo de biodiversidad. Agricultor.
Asesor científico: Oscar Wilson MSc. Biólogo Universidad de Cambridge UK.

Colaboradoras

Bertha Rojas Peña: Coordinadora Parque Regional Natural Corredor Biológico Guácharos Puracé. CAM.

Katherine Arenas: Profesional en Biodiversidad, CAM.

Deseas apoyarnos?

Nuestras actividades de investigación y conservación dependen en gran medida de las contribuciones individuales de los amantes y aficionados al tapir. Los fondos recibidos se utilizan para cubrir los gastos de personal, equipamiento y suministros. Puedes donar utilizando nuestra cuenta de PayPal o puedes contactar con nosotros si prefieres alguna otra alternativa para hacer un donativo. También puedes donar equipamiento. Principalmente necesitamos cámaras trampa para intensificar nuestros esfuerzos de muestreo en el campo. Puedes decidir convertirte en mecenas a través de una aportación periódica a nuestro proyecto y recibir actualizaciones regulares de nuestras actividades de campo. Puedes hacerlo en PayPal marcando en «Hacer esto una donación mensual».

TIENDA DE LA DANTA

Abrimos nuestra tienda!

Ahora también puedes ayudarnos comprando un producto que hemos diseñado para los amantes de la danta de montaña. A corto plazo añadiremos más productos que podrás comprar online y recibirlos en tu casa.

Hemos estado hablando con las comunidades locales sobre el establecimiento de un programa de comercio justo, para que puedan recibir un pago justo por sus productos, cuando se venden a través de nuestra tienda en línea. Esperamos ofrecer productos como café, frutas, miel, artesanía y muchos otros productos. Estamos en fase de exploración, así que esperamos poder incluir aquí productos de las comunidades locales pronto. 

Únete a nuestro equipo

Si te interesa contribuir al avance de nuestro proyecto de conservación, quizás tengas algunas habilidades que puedas usar para ayudarnos a lograr nuestros objetivos. Hay mucho trabajo por hacer, desde el diseño de material gráfico para promoción del proyecto, hasta el análisis de datos. Puedes unirte como investigador, tesista, pasante o voluntario. Estamos trabajando para poder ofrecer un lugar donde hospedar a nuestros colaboradores, pero mientras tanto tenemos alternativas para quienes quieran visitarnos. Por favor, llena la forma que encuentras aquí abajo, y cuéntanos cómo puedes colaborarnos.

¿Tiene preguntas, comentarios o críticas sobre esta iniciativa? ¿Quieres unirte a nuestros socios o ser voluntario? Déjanos un mensaje, ¡te responderemos pronto!

contacto
Nombre
Nombre
Nombre
Apellidos

Únete a nuestros socios!